Gabinete de Seguridad, tiene que comparecer, coinciden Carlos Torres y Juan Zepeda

Héctor Tapia

Luego de los hechos que se registraron en Sinaloa, donde el gobierno federal dejó en libertad al hijo de El Chapo, los legisladores federales, Carlos Torres Piña y el senador Juan Zepeda se pronunciaron porque hubiera ajustes en el Gabinete de seguridad de el gobierno de López Obrador.

“Hay que reconocer que fue una acción fallida”, dijo el diputado federal, Carlos Torres Piña, así mismo se pronunció porque hubiera un ajuste al gabinete federal de seguridad.

Explicó que las Fuerzas Castrenses reconocían que cometieron algunos errores; indicó a su vez que es positivo que actúen las fuerzas federales, pero en este caso concreto no midieron las consecuencias, “esperemos que las estrategias sean más cuidadosas”.

A partir de lo sucedido este jueves en Culiacán, dijo, habrá que ver la postura que habrá de asumir el gobierno federal; “hay que tener las estrategias adecuadas”.

“Sí el apoyo a sociedad y programas sociales, pero no hay que descuidar el tema de seguridad”, apuntó.

Sobre el tema, el senador de la república, Juan Zepeda, dijo que estas situaciones que se vivieron en Culiacán,  dijo que a partir de que se reconoció que fue un operativo fallido, esto tiene que ajustarse las estrategias, además de que tienen que comparecer el gabinete de seguridad y la misma secretaría de gobernación.

La secretaria de gobernación, Olga Sánchez Cordero, es la responsable de la política interior, y ella dejó un vacío de varias horas, con hipótesis encontradas sobre la información sobre este acontecimiento, por ello es necesario que comparezcan ante el Senado para que aclaren todo lo sucedido.

“Esta situación que se vivió lanza un mensaje lamentable, por la falta de estado de derecho”, explicó y dijo que esta comparecencia que tiene quedarse podría llegar incluso hasta el juicio político.

Lo sucedido, insistió, obliga a una reflexión, a replantear la estrategia de seguridad que se viene utilizando; en cuanto al operativo fallido, dijo, “la gravedad es que pusieron en riesgo la vida no sólo de los militares, sino también la población en general”.

“El gobierno está dejando espacios vacíos que la delincuencia va a ocupar. La delincuencia sabe cuando hay un gobierno ausente y está llenando esos espacios con agresividad, y es necesario que se replantee el método de atacar a estos delincuentes”, indicó el Senador.