miércoles, 19 - junio - 2024
27.5 C
Morelia
MXN - Peso mexicano
USD
18.57

#OPINIÓN // Historias de mujeres

Por Sandra Camacho Sánchez

De historias de mujeres podemos contar muchas, mujeres como madres que educan con amor a sus hijas e hijos, con dedicación y con el interés de que seamos mujeres y hombres de bien, para que seamos personas responsables en toda encomienda de vida tanto personal, social y laboral, con valores y tradiciones familiares, que nos distinguen entre iguales; hay otras mujeres, que nos han dejado herencias que marcan nuestras vidas, son nuestras abuelas y nuestras ancestras, a quienes les debemos el amor al prójimo, el amor a la tierra, a la naturaleza, a los animales, esas herencias nos dan alimento para el alma y nos hacen proteger de igual forma a las demás personas a nuestro alrededor.

Mujeres como nuestras hermanas, que son parte de nuestro entorno familiar que nos tocó vivir, son con las que desde la aventura y la complicidad, hacemos nuestros caminos divertidos, una enseñanza de vivir acompañadas en nuestro proyecto de vida. Otras mujeres, que como amigas son también hermanas, que compartimos los mismos ideales, afinidades, gustos y por supuesto la empatía de formarnos sororamente en la amistad y la ayuda para esa mano amiga que nunca nos falta.

Existen otra clase de mujeres, que se dedican a través de los libros aprender de las teorías de las ciencias, para aprender el origen de las cosas, el origen de la tierra, del cosmos, de la geografía, la historia universal, la medicina, las relaciones humanas y aportan a la humanidad su conocimiento.

Pero también, existen mujeres que se dedican a hacer el bienestar social, a dar más de sí mismas, procurando que el bienestar de la otra persona, sea su prioridad, son esas mujeres que vienen a enseñar a nuestras infancias y adolescencias, dando protección y orientación; o también, son esas mujeres altruistas y activistas que incluso nacen únicamente para hacer ese servicio social por la humanidad.

Y como mujeres, decidimos varios caminos que nos lleven a formar individualmente nuestro proyecto de vida, mujeres que deciden dedicarse a las cuestiones de los hogares, al arado de la tierra, al cuidado de la naturaleza y a la crianza de también de los animales, esas mujeres que dejan huella en sus experiencias y que dejan también trayectoria al hacer, lo que hacen y que son recordadas al paso del tiempo por lo aportaron.

También hay mujeres, que espiritualmente nos llenan de paz, de armonía y con su esencia pura, son capaces de enseñarnos a sanar, para llevarnos a un bienestar emocional, esas mujeres son medicina y son semilla para dar frutos en los ámbitos que nos propongamos, y armonicemos para dar luz.

Es por ello, que el tiempo de mujeres está siendo histórico, ya que al día de hoy vamos a tener la oportunidad, de que las mujeres en el ámbito de la política pública, en el ámbito del bienestar social y humano, tengamos la oportunidad de tener por primera vez en México y en la historia de las mujeres mexicanas, a una mujer preparada de lucha activista, de trabajo político desde su adolescencia, quien como todas las mujeres, también es madre hermana, hija, sobrina y amiga, y que el día de hoy nos da muestra de lo preparada que está, de lo que como servidora pública, ha aportado a la ciudadanía mexicana, esa mujer es Claudia Sheinbaum, una mujer de lucha, una mujer de valores, una mujer de conciencia y congruencia con los propósitos que se ha propuesto, dar de su compromiso para aportar a la ciudadanía y es parte de la historia de las mujeres, es parte de la diversidad de las mujeres que existen en nuestro país y que son formadas con nuestra cultura, costumbres, sentimientos y valores que nos hacen ser únicas.

Yo el día de hoy, reconozco y valoro el trabajo de una mujer científica y política, sorora para que sea nuestro presidenta, para que sea la representante de las mujeres mexicanas y que nos lleve con la confianza de generar beneficios a mujeres y hombres, que nos haga mejores cada día; es por ello, que con Claudia caminaremos fuerte, avanzaremos cerrando brechas de género, ya que las oportunidades serán igualitarias, es también, el momento para más mujeres detrás de ella, por el cual inspiradas nos abriremos caminos profesionales, laborales y sociales, que nos llevarán a un hecho histórico en el adelanto de muchas mujeres mexicanas, que queremos llegar muy lejos y lo haremos entusiasmadas en una mujer que hará eco e historia para todas y para todos.

Las opiniones emitidas por los colaboradores de Metapolítica son responsabilidad de quien las escribe y no representan una posición editorial de este medio.

Sandra Fabiola Camacho Sánchez. Con Maestría en Psicoterapia Gestalt y Licenciatura en Psicología Educativa. Diplomada en temas conceptuales de la Teoría de la Perspectiva de Género y Derechos Humanos. Ha realizado actividades profesionales en el área de psicología, al hacer acompañamientos a mujeres víctimas de violencia por razones de género.

SIGUE LEYENDO

Más recientes

Telegram